El gobierno quiere regresar a clases presenciales, pero no tiene con qué reparar más de 232 mil escuelas

  • El reto de reparar más de 232 mil escuelas
  • El gobierno federal aprieta a gobernadores
  • La fiesta regresaría a Quintana Roo al rojo

Por JOSÉ UREÑA

Es fácil imaginar una historia:

Usted abandona su casa por alguna necesidad y 14 meses después pretende ocuparla.

La encontrará con muchos desperfectos para cuyas reparaciones de agua, baños, electricidad y otras carencias no hay recursos.

Eso pasa con las escuelas ahora, cuando el gobierno ha dado la instrucción de regresar lo más pronto posible a clases presenciales.

A esa situación general agregue usted problemas estructurales: planteles sin servicios básicos, ahora sin teléfono, sin internet y por supuesto sin suficientes computadoras para maestros y alumnos.

Las carencias son mayores según la lejanía de las capitales federal y estatales, y ahí se encuentran las comunidades y alumnos más vulnerables.

Cada entidad decidirá en función de su propio semáforo epidemiológico, pero las autoridades federales tienen prisa.

La presión la sienten los gobernadores, quienes a su vez han pedido a sus propios funcionarios educativos hacer frente a la emergencia de la mejor manera posible.

SOLIDARIDAD COMUNITARIA

El sistema escolar entra en fase decisiva.

Esta semana comenzará la vacunación masiva de maestros con la intención de ver si la reanudación de clases presenciales se puede generalizar en junio.

Para ello los preparativos se dieron en dos vías: por una parte el mantenimiento de instalaciones, muchas de las cuales fueron vandalizadas.

Este problema es mayor en provincia, pues en la capital no pasan de 200, según el reporte del titular de la Autoridad Educativa Federal, Luis Humberto Fernández.

Fruto de la austeridad mal administrada, pues no hay fondos, se ha pedido la colaboración (tequio) a maestros, padres de familia y sociedad en general para hacerlas funcionables.

A esta tarea titánica han respondido los sindicatos, destacadamente el SNTE de Alfonso Cepeda y el STE de Carlos Jonguitud.

Y en tanto se da la normalización, se refuerzan las acciones de las televisoras para mantener la cobertura en todo el país, tarea para la cual Televisa de Emilio Azcárraga incorporó a más de 7 millones de estudiantes.

Y EL FANTASMA DE LA INDIA

1.- México no aprende de la India.

Como allá, acá en Quintana Roo se realizan ceremonias religiosas masivas, fiestas populares y concentraciones políticas.

Resultado: el gobernador Carlos Joaquín advirtió sobre el riesgo de transitar de semáforo naranja a rojo, con grave daño económico.

Porque, recordemos, Cancún y en general la Riviera Maya son el motor del turismo mexicano y el confinamiento volvería a paralizar líneas, aéreas, hoteles, restaurantes, comercios…

Y 2.- los empresarios cerveceros del país están furiosos porque la Cofece de Alejandra Palacios ha archivado una investigación.

Tras más de 7 años de litigio, en septiembre de 2020 el Segundo Tribunal Colegiado en Materia Administrativa de la Ciudad de México ordenó investigar un acuerdo turbio de la Comisión con trasnacionales.

Esto favorece a las multinacionales AB InBev (Grupo Modelo Sab Miller) y Heineken (Cervecería Cuauhtémoc Moctezuma), dominantes del mercado.

Ahora los cerveceros del país piden no nada más investigar esas prácticas monopólicas, sino eventuales actos de corrupción.

Comentarios

Tags

Noticias recientes

Liverpool elimió al Milán y clasifica al Atlético de Madrid

Gertz Manero estaría dispuesto a comparecer ante el Senado por supuesto enriquecimiento ilícito

Momento exacto de la explosión de un camión con pirotecnia en Jalisco (Video)

Panistas denunciarán a AMLO y a la 4T por no bajar el precio de la energía eléctrica