Trump alaba a Duterte y omite violación a derechos humanos en Filipinas

0
20

MANILA.- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, destacó hoy su “excelente relación” con su colega filipino, Rodrigo Duterte, pero omitió hablar sobre la guerra contra el narcotráfico y los derechos humanos en este país, en el encuentro entre ambos en el marco de la cumbre de la ASEAN.

“Hemos mantenido una excelente relación”, dijo Trump a la prensa antes de su reunión con Duterte, sin embargo, evitó las preguntas sobre las violaciones de los derechos humanos en el archipiélago filipino.

El vocero de Duterte, Harry Roque, precisó que “no se mencionaron los derechos humanos ni los asesinatos extrajudiciales. Sólo hubo una discusión breve sobre la lucha de Filipinas contra las drogas”, según el diario The Manila Times.

Sin embargo, la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders, indicó que el tema de los derechos humanos surgió “brevemente” en el contexto de la lucha contra la guerra en Filipinas, sin dar más detalles.

En su encuentro en Manila, en el marco de la cumbre de la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (ASEAN), ambos mandatarios trataron sobre el terrorismo del grupo yihadista Estado Islámico (EI) en el sur de Filipinas, las drogas ilegales y el comercio.

Según la presidencia filipina, el jefe de la Casa Blanca dio el visto bueno a la polémica guerra contra las drogas y Duterte aprovechó el encuentro para presentarle los logros de su iniciativa, que ha causado más de siete mil muertos, pero ha reducido el crimen casi a la mitad en menos de un año y medio.

Antes de la reunión bilateral, que se prolongó 40 minutos, los periodistas preguntaron a Trump si abordaría con Duterte la polémica campaña antidroga.

El presidente estadunidense ignoró la pregunta y se limitó a declarar que mantiene con su colega filipino “una excelente relación”, mientras Duterte respondió “esto no es un comunicado de prensa. Es una reunión bilateral. “Ustedes, chicos, ustedes son los espías”, dijo en tono de broma, lo que provocó las risas de Trump.

Varias organizaciones habían exigido al mandatario de Estados Unidos que recriminara a su homólogo filipino las violaciones de los derechos humanos cometidos en el marco de su campaña antidrogas.

Trump intercambió bromas y risas con su homólogo filipino, reflejo de la buena sintonía entre ambos presidentes, que contrasta con el antagonismo entre Duterte y Barack Obama, quien incluso fue calificado de “hijo de puta” por el presidente filipino por criticar la “guerra contra las drogas”.

Al margen de este encuentro bilateral, el presidente estadunidense mantuvo este lunes una reunión con los primeros ministros Malcolm Turnbull de Australia, Shinzo Abe de Japón y Narendra Modi de India, además con representantes del bloque de la ASEAN.

La cumbre de la ASEAN, fundada en 1967, está integrada por Brunei, Camboya, Filipinas, Indonesia, Laos, Malasia, Myanmar, Singapur, Tailandia y Vietnam.

Notimex

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here