Tres apoyos morales

0
35

Con la firma de Gustavo García, Víctor Juárez G. y Mauricio Soto, se publicó ayer un  desplegado interesante: un alegato de cómo en la Línea 7 del Metrobús se mezclan –dicen–, la corrupción, el tráfico de influencias y los conflictos de interés hasta niveles desconocidos por la mayoría de los ciudadanos.

El desplegado, triple en sus destinatarios, está dirigido a Gustavo de Hoyos, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana; Carlos Slim, presidente del Grupo Carso y Valentín Díez Morodo en su condición de Presidente del Consejo del Instituto Mexicano de la Competitividad (IMCO).

La fotografía de cada uno de ellos está publicada de forma horizontal con el fondo de cada uno de los colores de la bandera. El verde le toca a Gustavo de Hoyos:

“Solicitamos con  respeto su intervención –piden los firmantes–, para que el C. Jesús Padilla cese de utilizar a COPARMEX; ciudad de México, en la promoción de sus intereses económicos como beneficiario directo del ilegal, innecesario y ecocida, Metrobús L7.

“Nos impele a realizar esta petición a ud. por su declaración pública, “no más corruptos impunes en este país”, que contrasta con nuestra presunción documentada de impunidad y corrupción en el caso del. C. Jesús Padilla.

“En el caso del, ilegal,  innecesario y ecocida Metrobús Reforma, el C. Jesús Padilla ha utilizado a COMPARMEX para impulsar un negocio, la concesión de la línea 7, en su beneficio. El conflicto de interés como concesionario actual en la ruta y como funcionario en potras líneas del Metrobús, con  su cargo de presidente local de COPARMEX, es escandaloso e inaceptable para usted, COPARMEX y los ciudadanos hartos de corrupción simulada en beneficio de funcionarios y empresarios sin escrúpulos.”

El mensaje para Carlos Slim tiene relación con una sociedad entre la empresa francesa JC. Decaux, y su firma Medios Publicitarios S.A., quienes han obtenido el Permiso Administrativo Temporal Revocable (PATR), el cual les permite comercializar con publicidad y propaganda, en su caso, los espacios públicos y el mobiliario urbano, en especial las estaciones aun no construidas del Metrosbús L7.

“Solicitamos con respeto su intervención inmediata para que en su asociación con JC Decaux, compañía que recibió el PATR para explotación publicitaria como beneficiaria directa del ilegal, innecesario y ecocida Metrobús L7, se renuncie a dicho abusivo PATR.

“Nos lleva a realizar esta petición el conocer la integridad y ética con la que Ud. y su equipo conducen toda su actividad empresarial y el profundo respeto que tiene usted por la conservación del patrimonio histórico de nuestra ciudad.

“El PATR, con autorización indebida por parte del sistema Metrobús, contraviene la protección contra publicidad en el mobiliario urbano del Paseo de la Reforma y la Calzada de los Misterios, que por ley federal tiene bajo responsabilidad directa el Instituto Nacional de Antropología e Historia.

“El PATR aumenta de 80 a 898 el número de espacios para anuncios, casi la mitad de ellos en 14 de los 15 kilómetros del Tramo 1; La Villa- Fuente de Petróleos, que están bajo jurisdicción del INAH. Esta es la verdadera razón  de ser de la Línea 7.

Y en cuanto a Valentín Díez Morodo,  la solicitud es esta:

“Solicitamos con respeto su intervención inmediata para deslindar al IMCO del malhadado respaldo al ilegal, innecesario y ecocida negocio publicitario del  Metrobús L7 al que irreflexivamente dio su respaldo el C. Juan Pardinas el 31 de mayo de 2017.

“Tal respaldo se dio a instancias del C. Jesús Padilla,  principal beneficiario de este dislate político y abusivo negocio publicitario, disfrazado de movilidad sustentable, en su carácter de presidente de la COPARMEX, CDMX. “

Y agregan:

“…solicitamos a usted que ante la evidencia contundente del desatino y  el perjuicio que este negocio publicitario disfrazado de supuesta solución de movilidad, causa a los ciudadanos de la Ciudad, en primer término y de todo el país en sentido estricto, que instruya al C. Pardinas para un deslinde público de este desafortunado proyecto.”

Pero mientras eso ocurre o no sucede, ya vemos los efectos de la política migratoria de Donald Trump en el Metrobús de Reforma, Amalia García, secretaria de Trabajo, quien como ex gobernadora de Zacatecas, sabe de asuntos braceros, convoca a quienes de entre los repatriados de Estados Unidos sepan manejar, a formar parte de los choferes del sistema camionero de la ya dicha línea 7.

Les van a dar una capacitación para hacerlos conocer el reglamentos de tránsito local y las particularidades viales  de la compleja ciudad de México y les van a dar trabajo de aurigas en los autobuses de dos pisos (y los otros también) , los cuales son (vuelvo al desplegado de líneas arriba), “camiones chatarra Diesel”, caros y contaminantes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here