CIUDAD DE MÉXICO.- En una empresa de paquetería y mensajería ubicada en Guadalajara, Jalisco, un binomio canino de la Policía Federal (PF) localizó 10 kilos 800 gramos de aparente metanfetamina oculta en cirios, que tenían como destino un domicilio en la provincia de Holanda Meridional.

Un ejemplar canino, especializado en la detección de narcóticos, papel moneda y armas, detectó una caja de cartón sobre la cual modificó su conducta.

El envío trasladaba seis cirios con una figura religiosa, de los cuales se observaba una sustancia granulada, aparentemente de la droga conocida como metanfetamina.

Ante la probable comisión de un delito, elementos de la División de Fuerzas Federales pusieron a disposición del Agente del Ministerio Público Federal los cirios con la sustancia asegurada.