MÉRIDA, Yuc.- La Península de Yucatán no tendrá crisis eléctrica.

Andrés Manuel López Obrador prometió construir plantas, una de inmediato, para proveer de luz a los estados de la región: Yucatán, Campeche y Quintana Roo.

Dijo que la situación actual es un problema derivado del pasado porque se abandonó el sureste del país, pero él se dedicará de inmediato para solucionarlo.

Inclusive ya habló con el director de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Manuel Bartlett Díaz, a quien le dio la instrucción de iniciar la obra.

En su euforia, el tabasqueño pidió a los habitantes del norte y El Bajío de México a no ponerse celosos.

-El sur también existe -asentó.

López Obrador no dijo cómo solucionará la escasez de gas, clave del problema para generar suficiente fluido y proveer a la región.

Habrá suficientes recursos para todo, dijo, y puso como ejemplo el Tren Maya, en cuya construcción Yucatán recibirá 25 mil millones de pesos.