Niño llorón y borracho de cantina

0
54

La explosión ocurrida dentro del Partido Acción Nacional y de cuyos efectos mayores ya ha dado cuenta este diario, especialmente con su encabezado de ayer, así como la fortuna de Ricardo Anaya, han generado todo tipo de estallidos verbales, uno de ellos, del coordinador de los senadores panistas, Fernando Herrera.

Este caballero ofreció una conferencia de prensa el jueves para contraatacar las palabras del presidente del PRI; Enrique Ochoa, quien analizó las incongruencias en la declaración “3 de 3” de Anaya y calificó las incesantes quejas y acusaciones del presidente del PAN como lloriqueos infantiles. Eso fue suficiente para Herrera quien le dijo a Ochoa, borracho de cantina y pistolero “balín”:

Sobre esto le preguntaron a la senadora Diva Gastelum, una aguerrida feminista del partido tricolor. Y esto respondió:

“Primero, me preocupa mucho el lenguaje del coordinador de Acción Nacional, no da con el lenguaje de un coordinador que concilia, que le preocupa el inicio de un Periodo Ordinario de Sesiones. Pero lo que es más, estamos muy preocupados porque me parecería que fuera una tapadera de algo que nosotros estamos buscando.

“El “3de3” es un tema que Enrique Ochoa lo cubrió de gran manera, y lo único que se está buscando es que el “3de3” de Anaya sea realidad.

“Para mí lo más preocupante es que estuvieran poniendo una cortina de humo en algo tan importante y que tanto ha sido bandera de Acción Nacional. Ojalá cambie la manera de hablar, de conducirse, porque denostar y poner calificativos no nos sirve, en un periodo en donde los acuerdos y los consensos deben de ser muy importante.

“Lo único que dijo el presidente Ochoa es que consta, el “3de3” no da con la riqueza exponencial y exagerada que tiene el presidente de Acción Nacional. El PRI no está tapando a nadie, ustedes han visto cómo se ha aplicado la ley con la gente que la ha incumplido, y a lo único que el presidente se circunscribió en su participación fue pedir esto.

Lástima del lenguaje del coordinador, me extraña mucho que un coordinador de un grupo tan importante se conduzca de esa manera. Además de eso, los descalificativos me parecen pleito de barrio, el nombre que da se metió en el tema del patrimonio de la persona, que no lo hizo el presidente Enrique Ochoa.

“No pongan cortinas de humo, nada más que el señor Anaya explique si lo que dijo de “3de3” y que ahora tiene nueva riqueza, pues nada más que lo compruebe, es todo lo que se está pidiendo, en una época en donde el tema anticorrupción ha sido una bandera muy importante de Acción Nacional, y que hoy me parece se desdice con el dicho del coordinador del Grupo Parlamentario del PAN”.

Pero ¿cómo fue la intervención  de Ochoa? Pues así:

“…Ricardo Anaya, en ese entonces (2015), declara bajo protesta de decir verdad que tiene ingresos anuales por cerca de un millón 158 mil pesos. Es decir, aproximadamente 100 mil pesos mensuales. Aquí está la declaración.

“En el rubro de ingresos por actividades industriales, empresariales o comercios, Ricardo Anaya declara tener cero ingresos. Esto es en 2015.

“Luego entonces, es válido que los medios de comunicación y la ciudadanía en general cuestionen: ¿cómo es posible que de ingresos mensuales de 100 mil pesos que él presentó en el 2015, sin ingresos comerciales o de actividad empresarial o industrial alguna, ahora sabemos por sus propios dichos y por las

Investigaciones de los medios de comunicación, que Ricardo Anaya ya tiene múltiples ingresos comerciales y propiedades industriales que le refieren ingresos millonarios, como él ha señalado, de hasta 53 millones de pesos?

“Simplemente, no cuadra lo que él mismo declaró bajo protesta de decir verdad en 2015 con lo que hoy los mexicanos sabemos en el 2017…

“…No aceptamos la declaración de guerra, pero seguiremos preguntando sobre el enriquecimiento inexplicable que arroja la contradicción entre lo que él ha presentado en su declaración 3 de 3 y lo que, efectivamente, a partir del trabajo de los medios de comunicación, sabemos hoy todos los mexicanos que tiene.

“Por eso lo decimos con toda puntualidad: cada vez que Ricardo Anaya nos acusa o nos ataca, es la expresión de un niño llorón.

“Tiene mucho que aclarar en cuanto al enriquecimiento inexplicable que arrojan las contradicciones entre lo que sabemos ahora, gracias a los medios de comunicación, que él tiene, con lo que dijo originalmente que tenía.

“Tan sólo son dos años de diferencia entre una declaración y otra, y sus propias palabras y dichos dicen que ese ingreso lo tuvo de tiempo atrás, un año antes de su declaración patrimonial, y simplemente no aparece”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here