QUE SIEMPRE SÍ-. En plena campaña por obtener el voto que finalmente obtuvo, Andrés Manuel López Obrador prometió que de ganar las elecciones del primero de julio, y ya presidente, no viviría en Los Pinos, se quedaría en su casa pero ayer dio cambio de señales.

Ahora informa que vivirá en Palacio Nacional y como muebles tendrá un catre y una hamaca.

Los cambios de opinión no son nuevos, de hecho son una constante en la vida y en los discursos del presidente electo, que de contarlos completarían un rosario, instrumento religioso que omito no vayan a confundirme con los integrantes del PES, simpatizantes de MORENA y su líder, pero que con todo y eso ya no tiene registro como partido político.

De confirmarse la especie de que el presidente electo vivirá en Palacio Nacional, cristalizará al fin su sueño dorado de seguir los pasos del ex presidente Benito Juárez García pero ojalá y no sea en todo, como por ejemplo sus seis o siete reelecciones, que le permitieron gobernar al país por varios lustros, eso sí, en condiciones adversas por el peso de sus enemigos.

Los que hoy podrían tener MORENA y su líder son cada vez menos, -de ahí el riesgo reeleccionista-, pues los dirigentes encabezados por Yeikol o Citlali, como guste, han salido finos para “enamorar” a dirigentes con ideología de chicle, como los verdes, petistas y dantescos, cuyos votos los han sumado a MORENA en ambas Cámaras, Alta y Baja.

EDOMEX-. En el Estado de México la cosa pública sigue su marcha no obstante que la percepción popular insiste en que ni obras ni gobernador se ven por lado alguno, publicitando en exceso el famoso salario rosa, tanto que invocando el derecho a la equidad, los varones reclaman que se implante a la brevedad posible el “salario azul”, pues padres viejos o solteros los hay y mucho

El calendario político registra la entrega del primer informe de gobierno a la LX Legislatura Local ayer, por parte del secretario general de gobierno Alejandro Ozuna Rivero, quien buscando aterciopelar las cosas, pidió a los diputados de apabullante mayoría morenista, que impere la normalidad democrática, lo que extraño a muchos de los asistentes.

Alejandro Ozuna también notifico a los diputados encabezados por el morenista Maurilio Hernandez que los funcionarios de todo el gabinete están a la disposición en caso de ser requeridos en la Legislatura para ampliar datos, cifras y programas que se estan reportando en el contenido del primer informe del gobernador Alfredo del Mazo Maza.

Los legisladores citaran a una decena de secretarios a partir de la semana próxima.