Endurecen medidas para transferencias tras los fraudes con SPEI

0
23

CIUDAD DE MÉXICO.- El Banco de México impuso nuevas medidas a las financieras que utilizan el Sistema de Pagos Electrónicos Interbancarios (SPEI), que ha presentado afectaciones desde el 27 de abril pasado.

Luego de la crisis que ha afectado las compras con tarjeta y los pagos electrónicos en México, las agencias afirman no tener la certeza de si el problema con las transacciones entre los bancos fue obra de hackers, un fraude a manos de personal interno o errores.

Las medidas impuestas por Banxico este lunes, luego de la revelación de que el sistema bancario canalizó erróneamente entre 18 y 20 millones de dólares en transferencias interbancarias, van desde el robustecimiento de sus protocolos de conexión al SPEI hasta el uso de sistemas electrónicos paralelos del banco central para mantener activas las transferencias.

Las medidas anunciadas por Banxico son las siguientes:

1. Los actores del sistema financiero que utilizan el SPEI tendrán un día entero para entregar en efectivo o cheques de caja los recursos correspondientes a transferencias de fondos o traspasos por montos iguales o superiores a 50,000 pesos, excepto en aquellos casos autorizados expresamente por los participantes, respecto de cada cliente, con base en sus características y operatividad. Todo esto, de acuerdo con la Circular 4/2018.

2. A los participantes en el SPEI que reciban transferencias de fondos, y que así lo soliciten, se les podrá autorizar que puedan llevar a cabo las validaciones de dichas transferencias en periodos de tiempo superiores a los establecidos en las reglas aplicables para el abono de los recursos en las cuentas de los clientes beneficiarios (5 o 30 segundos, dependiendo del tipo de participante), hasta en tanto concluyan las automatizaciones de las verificaciones que deben desarrollar. Todo esto, de acuerdo con la Circular 5/2018.

3. Los actores del sistema financiero que sufrieron afectaciones relacionadas con el SPEI deben operar por vías alternas y mantener su capacidad para enviar órdenes de transferencias a la infraestructura del SPEI.

4. Para mitigar las vulnerabilidades detectadas, los actores del sistema financiero deben establecer elementos adicionales de control para minimizar la probabilidad de que presenten otros incidentes.

5. Los actores afectados deben renovar los elementos de seguridad de sus operadores para autenticarse en los sistemas de pagos operados por el Banco de México.

6. El Banco de México ha ampliado y fortalecido el esquema de soporte a todos los participantes del sistema.

7. El Banco de México emitió disposiciones que otorgan a las instituciones de crédito y demás entidades que prestan el servicio de transferencias de fondos espacio para que éstas implementen medidas de control adicionales encaminadas a fortalecer sus sistemas de detección de transferencias irregulares, verificar la integridad de sus operaciones y evitar posibles afectaciones a dichas instituciones, al resto de los participantes y al sistema en su conjunto.

Banxico insistió que las transferencias electrónicas procesadas a través del SPEI, así como a través del resto de los sistemas de pagos a cargo del banco central, “son un medio seguro para realizar pagos” y aseguró que “continuará ejerciendo sus facultades para implementar las acciones necesarias y cumplir con su finalidad de propiciar el buen funcionamiento de los sistemas de pagos”.

Con información de El Economista

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here