Ciudad de México.- El diputado Isaías González Cuevas planteó reducir la semana laboral a 40 horas para proteger la salud física y mental de la clase trabajadora, así como garantizar altos niveles de productividad.

En ese sentido, el legislador del Partido Revolucionario Institucional (PRI) presentó una iniciativa de reformas al artículo 123 Constitucional y a la Ley Federal del Trabajo.

En la tribuna de la Cámara de Diputados, el también secretario general de la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC), recordó que México es el país que pertenece a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) con la jornada laboral más larga.

En promedio, agregó que los trabajadores en el país invierten en condiciones normales entre 48 y 60 horas semanales -lo que se traduce en dos mil 254 horas al año-, mientras en algunas naciones europeas es de hasta mil 356 horas.

“Con una jornada más corta, en Europa se logran niveles más altos de productividad, dedicando al trabajo, 60 por ciento menos tiempo que en México”, subrayó.

Abundó que actualmente las normas de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) sobre el tiempo en la materia, confieren el marco para la regulación de las horas laborables, los periodos de descanso -diarios y semanales-, y las vacaciones anuales.

Explicó que “se ha comprobado que una prolongada jornada laboral puede ejercer efectos negativos en la salud y la seguridad, así como en el equilibrio entre vida laboral y familiar del trabajador”.

González Cuevas indicó que con su iniciativa aspira a  satisfacer dichos planteamientos a favor de los trabajadores “que legítimamente demandan disfrutar del tiempo para su desarrollo personal y profesionalizarse, con el propósito de mejorar su calidad de vida y aproximarse a la línea de bienestar social, que además cumpla con la exigencia de la sociedad que requiere que haya oportunidades de empleos formales y mejor pagados”.