CIUDAD DE MÉXICO.- Luego de iniciar perdiendo y a minutos del Día de la Madre, América rompió a la Máquina, puesto que fue más, terminó ganando 3-1 y encaminó su pase a semifinales del Clausura 2019 en el Estadio Azteca, con una brillante actuación de Roger Martínez.

Iniciando el juego, al minuto 2, Cruz Azul perdonó, cuando luego de una pared con Caraglio, Orbelín Pineda entró al área en gran posición, pero se le alargó el balón y el cancerbero Marchesín desvió con las espinillas, llevándose al jugador celeste, quien tuvo que salir de cambio lesionado por Cabecita Rodríguez y aunque revisaron con VAR, el de negro no dio penal.

A quien inició la pared le quedó el rechace, pero disparó afuera. Cruz Azul era mejor, jugaba en campo rival, cuando al minuto 14, luego de un centro por izquierda, Jorge Sánchez, intentando cortar, metió una mano y el árbitro marcó penal, el cual cobró Caraglio casi al centro, raso, fuerte  y engañando a Marchesín, quien se lanzó al otro lado para el 1-0.

América respondió pronto, al 22′, cuando luego de un tiro de esquina, Bruno Valdez conectó de cabeza e Igor Lichnovsky, intentando rechazar, la clavó de testa en su portería para el empate.

En el final del primer tiempo, al minuto 46, Roger Martínez, de la media luna, le pegó potente, raso y colocado para darle la vuelta al marcador; el guardavalla Jesús Corona se lanzó, pero no fue suficiente.

Ya en el segundo tiempo, al 54′, luego de una gran jugada y centro por derecha de Renato Ibarra, Ibargüen remató cruzado de cabeza directo al poste izquierdo de Chuy Corona. Luego de una presión intensa, al minuto 74, el Ave clavó el tercero, cuando Ibargüen filtró para Roger Martínez, quien definió con calma y cruzado para el 3-1 final.

Quadratín