¿SERÁ BUEN NEGOCIO?-. Apenas el domingo se supo del interés del consorcio Gordillo y sucesores por fundar un nuevo partido, -Redes Sociales Progresistas-, y no queriendo ser menos, la ex primera dama Margarita Zavala de Calderón Hinojosa levanta la mano para fundar el suyo.

México Libre se llamaría este partido, con el ex presidente Felipe Calderón Hinojosa como miembro distinguido, y seguramente también de la dirigencia.

Conocedor de sus inclinaciones políticas y sabedor que ya ninguno de los 7 existentes le llenan el ojo, tendrá dos opciones más, “Redes Sociales Progresistas”, RSP, con sus dirigentes visibles Guillermo González y René Fujiwara y “México Libre” del matrimonio Calderón-Zavala, que si por sus obras los conoceréis, difícilmente serían de izquierda así don Felipe sea Zurdo.

Guillermo González es el yerno cómodo de la profesora Elba Esther Gordillo Morales y René Fujiwara es el nieto consentido de la misma, por lo que llegado el momento de tener registro legal, se tratará de que RSP será un partido netamente familiar, máxime que existe la posibilidad de que quien encabece este partido sea la misma chiapaneca Gordillo.

En el caso del partido México Libre, -¿de quién o de quiénes?- cuando se le dé vida legal también será un partido netamente familiar, -¿y católico?-, pues lo encabezará la señora Margarita Zavala pero a su lado estará su marido, el michoacano Felipe Calderón Hinojosa. Conocedor de sus exigencias ideológicas, podría ser que ninguno de los nuevos partidos le llene el ojo.

No se preocupe, estamos en pleno periodo de nuevos registros para partidos políticos, por lo que el Instituto Nacional Electoral, INE mantendrá sus puertas siempre abiertas, como sucedió ayer cuando la señora Margarita Zavala, acompañada de su esposo se presentó en Periférico sur a entregar solicitud y demás papeles como requisitos indispensables para tomarlos en cuenta.

Sin falsos pesimismos se ve difícil que llegue a surgir un nuevo partido de izquierda pues los identificados con esta ala se encuentran por ahora disfrutando mieles y cargos en el aparato de la Cuarta Transformación, desde intelectuales maduros hasta jóvenes profesionistas, embelesados éstos seguramente por la promesa de las becas de 3 mil 400 pesos mensuales.

Desde el punto de vista económico, es una lástima que existan tantos partidos, vetustos o nuevos, y ninguno con el imán ideológico convincente, porque eso de la caudalosa membresía que barre con la oposición es interés puro, tanto que muchos y destacados “morenos” apenas hace un año lucían otra divisa.

Recuerde que este régimen cincuentón, -contado en días-, fue el rey de la pepena que hoy lo mismo legisla, integra gabinete y gobiernos estatales y municipales